La campaña de verano en las playas concluye sin incidencias graves

Las atenciones sanitarias se han reducido en un 46 por ciento

La campaña de verano en las playas ha finalizado con datos muy positivos, entre los que destacan, la reducción en un 89 por ciento de las atenciones por medusas, y la ausencia de incidencias graves.

El edil de Sostenibilidad, Miguel Díaz, ha presentado hoy el balance de la campaña de playas “en un ejercicio que ha presentado retos muy importantes en materia de socorrismo debido a los fuertes temporales de levante que han complicado la seguridad de los bañistas”.

“Sin embargo, pese a estas complicaciones y el aumento de las actuaciones de los socorristas, el reto se ha superado con nota ya que no hemos tenido ninguna incidencia destacable”, ha señalado.

Este año, los servicios de salvamento y socorrismos se han incrementado un 18 por ciento con respecto a 2015, destacando la reducción de las atenciones sanitarias en un 46 por ciento, y los incrementos de las actuaciones de las unidades acuáticas (125%) y del control de las ordenanzas (casi un 68%).

Miguel Díaz ha reconocido el trabajo y la cualificación de los profesionales de Protección Civil y de la empresa concesionaria del servicio de socorrismo y también ha destacado “el comportamiento de los bañistas de cara a que podamos hoy presentar un balance positivo”.

El concejal ha destacado la reducción significativa en las atenciones a bañistas por picaduras de medusas, pasando de las 4.537 de 2015 a solo 504 en este verano.

“Ha habido otras situaciones positivas esta temporada como la buena convivencia registrada en nuestras playas con un incremento de las acciones de información facilitada a los bañistas en un 41 por ciento y con otro aumento de las actuaciones para hacer cumplir las ordenanzas”, ha resaltado.

Concretamente, durante esta temporada el número de actuaciones en materia de cumplimiento de ordenanzas se ha elevado a las 9.846 frente a las 5.863 registradas el año 2015, controlando de esta forma de una manera más efectiva situaciones como masajistas, vendedores ambulantes, usuarios con perros o pescadores fuera de horarios.

El delegado de Playas ha subrayado que este balance “tan positivo se ha logrado incluso con un vacío claro en el marco legal que regula las playas en el municipio ante la ausencia de una ordenanza en la que ya hemos empezado a trabajar para que esté operativa el año que viene, siempre de forma consensuada y participativa”.

Otro aspecto que ha manifestado el concejal ha sido el reto de conseguir “unas playas más democráticas y accesibles, dando pasos claros en este sentido como demuestra el aumento en un 70 por ciento de las atenciones de baño asistido o la mejora de infraestructuras para las personas con movilidad reducida”.

“En este sentido seguiremos trabajando para avanzar en la accesibilidad universal de nuestras playas”, ha afirmado Díaz, quien ha destacado a su vez las 1.022 autorizaciones concedidas para moragas en las nuevas barcas instaladas en diferentes puntos del litoral y la calidad de las aguas con análisis que han constatado que las mismas han sido óptimas o excelentes durante toda la temporada.

También, por segundo año consecutivo, “hemos conseguido que no se aumenten las concesiones privativas en las playas con el compromiso de conjugar siempre tanto los intereses de los establecimientos como de los bañistas”.

Por último, el concejal ha concluido que el reto es “comenzar a planificar y mejorar la temporada del año que viene, contemplando demandas, entre otras, de deportes náuticos como el paddle surf o el kayak con el establecimiento de calles lentas y libres para su práctica”.