Medusas

Por Jesús Mackintosh

Llevamos casi una semana con la playa de San Pedro afectada por la proliferación de medusas que impiden el baño en ella. La situación, aunque no alcanza el nivel del verano del 2014, cuando aparecieron numerosos enjambres de estos animales tapizando toda la orilla; sí ha sido determinante para que se colgara la bandera blanca con el símbolo de este escifozoo.

Por la práctica durante todo el año de la natación en nuestra litoral, puedo corroborar que la mayor presencia se produjo durante uno de los temporales de levante de marzo pasado; pasando a ser cuasi esporádica durante el resto del tiempo. El video muestra las imágenes submarinas tomadas este último fin de semana a escasos metros de la orilla.

En ellas aparece varios ejemplares de Pelagia noctiluca, la ciencia la denomina Pelagia porque toda su vida transcurre en el piélago (masa de agua) y nunca se posa
en el fondo; y noctiluca alude a que es fosforescente en la oscuridad, de hecho, aquí en San Pedro se ha podido observar de noche la superficie marina iluminada por la bioluminiscencia que proyectan estas pequeñas medusas.

Una especie sorprendente

Los tentáculos más urticantes son los filamentos dispuestos en la parte exterior de la campana, su función es defensiva, los 4 brazos que parten del centro de la misma los emplean con funciones depredadoras. Sobre todos ellos están dispuestas unas células que disponen de unos órganos con forma de saco, en cuyo interior almacenan la sustancia tóxica que inoculan mediante una hebra acabada en púa que sea activa por la presión derivada del contacto. La toxina una vez inoculada es la que provoca los daños.

Es un ser relativamente sencillo, solo superado por las esponjas. Esta es la razón de su éxito evolutivo, de hecho su antigüedad le ha permitido ver pasar a otros seres mucho más complejos y espectaculares como los grandes dinosaurios; que se extinguieron debido en parte a su gran tamaño. Y parece una auténtica moraleja, que nuestra especie capaz de alcanzar los mayores logros planetarios esté sometida por una forma de vida tan frágil como hermosa. Esperemos no ser los siguientes en ser despedidos por ellas.

Sigue nuestras Noticias de San Pedro Alcántara