El juez admite a trámite el contencioso que el PP ha interpuesto al tripartito por ocultar información a la oposición

El concejal del grupo municipal popular y parlamentario andaluz, Félix Romero ha informado de la admisión a trámite por parte del juzgado de un contencioso administrativo interpuesto por el PP contra el gobierno municipal por impedir a la oposición el acceso a información municipal.

Romero ha asegurado que sólo han bastado diez meses para que tenga que venir un juzgado a “sacarle los colores al equipo de gobierno” y requerirles para que cumplan con lo que es un derecho fundamental de los grupos de la oposición, algo que durante los ocho años de gobierno del PP nunca ocurrió.

“Este ayuntamiento es el más opaco, más cerrado y menos participativo desde la época de los gobierno del GIL”, ha señalado Romero, quien ha destacado que el tripartito pretende evitar que el partido que ganó las lecciones ni siquiera pueda ejercer su labor oposición.

El PP ha presentado hasta la fecha en torno a 90 peticiones de información, sobre asuntos de la gestión municipal y que han quedado sin respuesta, ha recordado el parlamentario, lo que nos ha obligado a tener que defender nuestro derecho ante los tribunales.

De esas 90, hemos planteado un primer expediente con quince peticiones de información, en un procedimiento en defensa de derechos fundamentales ante un juzgado de los contencioso administrativo de Málaga, que arguye una denegación de información a la oposición.

Romero ha incidido en que dichas preguntas no se respondieron porque no hubo voluntad de hacerlo, ya que la respuesta evidenciaba la nefasta gestión del gobierno municipal.

Aspectos relacionados con la contratación de cargos de confianza, acuerdos con determinadas entidades, información sobre los asesores municipales, sobre diversos espectáculos celebrados en Marbella “en los que se movía dinero”, el acceso al expediente de subvención de ayudas a la contratación o sobre el video promocional de Marbella son algunas de las cuestiones que se han negado a responder.

Sobre todas estas cuestiones pedimos información al equipo de gobierno, y no se nos dio respuesta alguna, en una muestra evidente del desprecio que sienten hacia la democracia y los derechos más elementales de los grupos de la oposición.

Fruto del contencioso interpuesto por el PP, no sólo se ha admitido a trámite, sino que también, se ha dictado una resolución judicial por la que el tribunal exige al ayuntamiento que ponga a disposición del juzgado, en un plazo perentorio de cinco días, todos los expedientes que traen causa de las preguntas que se ha venido hurtando a la oposición.

“Nosotros vamos a defender nuestro derecho a la información, nuestros derechos en el pleno, que se pisotean en casa sesión, nuestro derecho a presentar propuestas, todos los derechos que nos asisten como representantes de los ciudadanos de Marbella que somos y por todas las vías que existen en derecho.