Los bomberos realizaron cerca de 1.900 actuaciones en 2021

Los bomberos del municipio realizaron cerca de 1.900 intervenciones el año pasado, el 40 por ciento llevadas a cabo entre los meses de junio y septiembre y la mayoría relacionadas con incendios, rescates y salvamentos.

Así lo ha explicado el concejal de Seguridad Ciudadana, José Eduardo Díaz, quien ha ofrecido un balance anual y ha destacado la apuesta del equipo de Gobierno por dotar a este servicio de más medios materiales y humanos.

El edil, que ha estado acompañado del jefe del cuerpo, Medardo Tudela, ha indicado que en 2021 se destinaron 600.000 euros a la adquisición de nuevos vehículos y equipamientos y que la plantilla aumentó en 15 nuevos miembros hasta alcanzar los 70 efectivos. “Este compromiso se irá redoblando porque es esencial mantener la calidad para atender a los ciudadanos en situaciones de emergencia”, ha señalado Díaz, al tiempo que ha destacado a labor y profesionalidad de todos los integrantes.

El concejal ha valorado que la actividad de los últimos doce meses “ha seguido estando condicionada por la situación de  pandemia, aunque en menor medida que el año anterior, cuando los bomberos se hicieron cargo de la desinfección de centros de salud y residencias de personas mayores con la aplicación de técnicas punteras”. Ha puesto el acento en que se ha detectado “un cambio en los hábitos de vida, ocio y esparcimiento, que se trasladan a espacios más abiertos”, lo que ha supuesto que se incrementen los dispositivos de seguridad vinculados a las zonas de mar y montaña, a lo que se ha sumado la presencia física en actividades de gran afluencia de público, como conciertos, eventos culturales o actividades deportivas.

Del total de 1.888 salidas realizadas en 2021, Díaz ha afirmado que “retornamos a las cifras que se registraron en el año 2017, lo que evidencia que las labores de prevención que se realizan están funcionando para evitar mayor número de siniestros”, al tiempo que ha apuntado que agosto, con 225, fue el mes con un mayor número de intervenciones. “Nuestro cuerpo está diseñado para atender a una población superior a 200.0000 personas durante todo el año”, ha especificado el edil, quien ha remarcado “la importancia del refuerzo de medios humanos para tener el máximo número de efectivos disponibles en cualquier intervención”.

Incendios y rescates

Por tipología de las actuaciones, Tudela ha desgranado que 535 emergencias fueron por incendios en campo (108), edificios (106), viviendas (68) o vía pública, entre otras; mientras que 240 estuvieron relacionadas con todo tipo de rescates y salvamento en accidentes de tráfico, en la montaña o apertura de inmuebles. Por su parte, en el apartado de asistencia técnica, que englobó 769 intervenciones, se aglutinaron servicios de distinta naturaleza, como daños en edificaciones, desperfectos por acumulación de agua o de lluvia o emergencias en el mobiliario urbano.

Por último, ha aludido a las 89 salidas vinculadas a rescates de animales y a las 61 asistencias acuáticas de apoyo al servicio de playas. Díaz ha remarcado además que los efectivos realizan asimismo una importante labor preventiva, que se tradujo en 2021 en la emisión de 664 informes relacionados con tráfico o con la emisión de licencias de obras, aperturas o vados; al igual que en el marco del convenio con el Consorcio Provincial “somos los bomberos en primera salida para Benahavís, Istán y Ojén”.

“En total acudieron a 85 servicios fuera del municipio”, ha señalado el edil, que ha resaltado especialmente la actuación en el incendio forestal que afectó a Sierra Bermeja el pasado mes de octubre. En la misma línea, ha apuntado a la participación del cuerpo local en los planes de emergencia del municipio, a la colaboración con la delegación municipal de Medio Ambiente para la señalización de los senderos o en el apoyo a la Universidad de Málaga, a través de la unidad acuática, para el control de algas y vertidos en el mar.

Respecto a los nuevos medios materiales incorporados el pasado año, ha enumerado la adquisición de vehículos ligeros, de nuevas ‘pickup’ y de una furgoneta de transporte personal, así como la renovación de los coches, “que estaban bastante anticuados y que ahora cuentan con las máximas tecnologías que nos permitan poder coordinar cualquier intervención o emergencia”.

Además, ha anotado que se ha dotado al cuerpo de nuevos equipos de protección respiratoria; material para los 15 nuevos agentes y para el rescate acuático; medios para el salvamento en altura; mobiliario para el parque y cámaras traseras para los camiones. A todo ello ha sumado los recursos para las asistencias vinculadas con incendios de origen eléctrico, “donde estamos haciendo un especial hincapié en formación y preparación”.