El PP pide el aumento de multas por la falta de “decoro” en la calle

El Partido Popular reclama al tripartito que aplique la ordenanza de protección de espacios públicos y eleve las sanciones por su incumplimiento. Félix Romero, ha recordado que la normativa fue impulsada por el PP en el año 2007 aunque considera que es necesaria su modificación para adaptarla a la realidad actual

El parlamentario popular andaluz quiere que, mientras se plantea una modificación,  el equipo de gobierno aplique sin contemplaciones la ordenanza de protección de espacios públicos que fue impulsada por el PP en 2007, con el fin de regular determinados aspectos que  garantices la convivencia en los espacios públicos. Para Félix Romero, es imprescindible hacer que se cumplan las normas de convivencia, el decoro en la vía pública, el respeto al mobiliario urbano, el mantenimiento del orden público en los eventos de como, y el consumo descontrolado de alcohol en espacios públicos.

Todos estos aspectos fueron recogidos para la ordenanza del año 2007, aunque es necesario que sea actualizada y sea adaptada a las necesidades actuales, estableciendo, según Romero, unas sanciones más elevadas enfatizando el control de determinados comportamientos incívicos. Así el concejal del grupo popular, ha indicado que es necesario impedir los actos obscenos en mitad de la calle, regular el ruido y las molestias en viviendas de alquiler o turísticas, la declaración de zonas de especial protección, el fomento de la colaboración de los locales de ocio con las fuerzas de seguridad, y mejorar la coordinación entre seguridad privada y policía.

También se ha mostrado partidario de ampliar la regulación actual para recoger de forma más precisa otros aspectos y evitar la comisión de actos vandálicos en el mobiliario urbano.

José Eduardo Díaz, por su parte, ha considerado que es importante que Marbella cuente con una normativa sobre estos asuntos porque otorga a la Policía Local el soporte normativo necesario para evitar que continúe la situación descontrolada de los últimos tiempos. En noviembre de 2009, ha recordado, se aprobó modificar el texto de la ordenanza porque había que adaptarla a las nuevas necesidades y se trabajó en el documento hasta 2010, cuando fue aprobada definitivamente.

A pesar de que fue pionera, el Partido Popular reconoce que es necesario actualizarla para adaptarla a la realidad de este momento con el fin de poder garantiza el respeto, la convivencia y la buena imagen de la ciudad.

Desde el PP proponen ampliar la regulación de la mendicidad, contemplando el acoso o conductas que obstaculicen o impidan intencionadamente el libre tránsito de las personas, atinados contra la dignidad de las personas de carácter discriminatorio de contenido xenófobo, racista, homófono, sexista, etc., acoso a las personas en espacios públicos, agravadas si van dirigidas a menores, ancianos o discapacitados; acoso, asedio o agresión entre menores. etc.